Antiguo PM de Costa de Marfil condenado a prisión perpetua

Abidjan - El antiguo primer ministro de Costa de Marfil y ex-líder rebelde Guillaume Soro fue hoy condenado, a revelía, a prisión perpetua por "minar la seguridad del Estado" por actos cometidos a finales de 2019.

El tribunal de Abidjan condenó también a otros dos principales arguidos - Souleymane Kamagate, antiguo jefe de protocolo de Soro, Affoussy Bamba, antiguo ministro, y Toure Moussa, antiguo jefe de comunicación del ex-PM, a 20 años de prisión, según la agencia France-Presse.

Dos de los hermanos de Guillaume Soro y su antiguo brazo derecho Alain Lobognon fueron condenados a 17 meses de prisión por "perturbación del orden público".

El tribunal ordenó también la confiscación de los bienes de Guillaume Soro y de sus 19 co-arguidos, así como la disolución de su partido, 'Générations et Peuples Solidaires' (GPS), por participación en "actos subversivos".

El tribunal ordenó a los condenados que pagasen en conjunto mil millones de francos cfa (150 millones de euros) al Estado de Costa de Marfil.

El antiguo primer ministro y ex-presidente de la Asamblea Nacional fue acusado de haber fomentado con sus adeptos una "insurrección civil u militar" destinada a derrumbar el poder durante su abortado regreso a Costa de Marfil, en Diciembre de 2019, diez meses antes de las elecciones presidenciales de Octubre de 2020.

Guillaume Soro, 49 años, que vive en el exilio, y otros co-arguidos fueron acusados de "conspiración", "intento de minar la autoridad del Estado", así como de "divulgación y publicación de noticias falsas que desacreditan a las instituciones y su funcionamiento".

Líder de la rebelión que controló la mitad norte de Costa de Marfil en los años 2000, Guillaume Soro había ayudado militarmente a Alassane Ouattara a llegar al poder durante la crisis post electoral de 2010-2011 contra el Presidente cesante, Laurent Gbagbo, que se recusó a admitir la derrota en las urnas.

Después de la victoria, Soro se torno el primer Jefe de Gobierno de Ouattara, y en 2012 fue nominado presidente de la Asamblea Nacional, cargo que mantuvo hasta 2019.

En Abril de 2020, Soro ya había sido condenado a 20 años de prisión por apropiación indebida de fondos públicos por haber intentado, según la justicia, se apropió de una residencia adquirida por el Estado para alojarlo cuando era primer ministro.

Esta condena justificó la invalidación algunos meses más tarde de su candidatura presidencial.

El tribunal de Abidjan condenó también a otros dos principales arguidos - Souleymane Kamagate, antiguo jefe de protocolo de Soro, Affoussy Bamba, antiguo ministro, y Toure Moussa, antiguo jefe de comunicación del ex-PM, a 20 años de prisión, según la agencia France-Presse.

Dos de los hermanos de Guillaume Soro y su antiguo brazo derecho Alain Lobognon fueron condenados a 17 meses de prisión por "perturbación del orden público".

El tribunal ordenó también la confiscación de los bienes de Guillaume Soro y de sus 19 co-arguidos, así como la disolución de su partido, 'Générations et Peuples Solidaires' (GPS), por participación en "actos subversivos".

El tribunal ordenó a los condenados que pagasen en conjunto mil millones de francos cfa (150 millones de euros) al Estado de Costa de Marfil.

El antiguo primer ministro y ex-presidente de la Asamblea Nacional fue acusado de haber fomentado con sus adeptos una "insurrección civil u militar" destinada a derrumbar el poder durante su abortado regreso a Costa de Marfil, en Diciembre de 2019, diez meses antes de las elecciones presidenciales de Octubre de 2020.

Guillaume Soro, 49 años, que vive en el exilio, y otros co-arguidos fueron acusados de "conspiración", "intento de minar la autoridad del Estado", así como de "divulgación y publicación de noticias falsas que desacreditan a las instituciones y su funcionamiento".

Líder de la rebelión que controló la mitad norte de Costa de Marfil en los años 2000, Guillaume Soro había ayudado militarmente a Alassane Ouattara a llegar al poder durante la crisis post electoral de 2010-2011 contra el Presidente cesante, Laurent Gbagbo, que se recusó a admitir la derrota en las urnas.

Después de la victoria, Soro se torno el primer Jefe de Gobierno de Ouattara, y en 2012 fue nominado presidente de la Asamblea Nacional, cargo que mantuvo hasta 2019.

En Abril de 2020, Soro ya había sido condenado a 20 años de prisión por apropiación indebida de fondos públicos por haber intentado, según la justicia, se apropió de una residencia adquirida por el Estado para alojarlo cuando era primer ministro.

Esta condena justificó la invalidación algunos meses más tarde de su candidatura presidencial.