Mozambique: Apoyo del BM "alivia ambiente de catástrofe humanitaria" - PR

  • Presidente de Moçambique, Filipe Nyusi,
Maputo - El Presidente mozambiqueño, Filipe Nyusi, dijo hoy que los 1,1 mil millones de dólares (910 millones de euros) en donaciones del Banco Mundial (BM) a camino de Cabo Delgado van a relajar el ambiente de crisis humanitaria y dar más esperanza a la población.

"A pesar del luto que ha marcado la vida de los mozambiqueños, hoy damos un paso más para frente en nuestra estrategia que asegura esperanza a la población y alivia el ambiente de catástrofe humanitaria provocada por la guerra en Cabo Delgado", refirió Filipe Nyusi.

El Jefe de Estado hablaba en Pemba, capital provincial de Cabo Delgado, durante la firma de un acuerdo entre el Gobierno mozambiqueño, a través de la Agencia de Desarrollo Integrado del Norte (ADIN), y el Escritorio de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS, sigla inglesa) que establece el Proyecto de Recuperación de la Crisis del Norte de Mozambique.

El acuerdo persigue entregar a la UNOPS, para ejecución de un primer apoyo del Banco Mundial en el valor de 100 millones de dólares (82,7 millones de euros) para respuesta de emergencia a las aldeas que reciben desplazados y en aquellas que sufrieron ataques.

El objetivo es construir, a partir de los próximos meses, 800 aulas, 200 casas de profesores, 10 hospitales, 43 redes de abastecimiento de agua, 130 infraestructuras comunitarias (deportivas y sociales), 20 mil letrinas mejoradas y 40 baños públicos, tal como enumerado por el Jefe de Estado.

"A pesar del luto que ha marcado la vida de los mozambiqueños, hoy damos un paso más para frente en nuestra estrategia que asegura esperanza a la población y alivia el ambiente de catástrofe humanitaria provocada por la guerra en Cabo Delgado", refirió Filipe Nyusi.

El Jefe de Estado hablaba en Pemba, capital provincial de Cabo Delgado, durante la firma de un acuerdo entre el Gobierno mozambiqueño, a través de la Agencia de Desarrollo Integrado del Norte (ADIN), y el Escritorio de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS, sigla inglesa) que establece el Proyecto de Recuperación de la Crisis del Norte de Mozambique.

El acuerdo persigue entregar a la UNOPS, para ejecución de un primer apoyo del Banco Mundial en el valor de 100 millones de dólares (82,7 millones de euros) para respuesta de emergencia a las aldeas que reciben desplazados y en aquellas que sufrieron ataques.

El objetivo es construir, a partir de los próximos meses, 800 aulas, 200 casas de profesores, 10 hospitales, 43 redes de abastecimiento de agua, 130 infraestructuras comunitarias (deportivas y sociales), 20 mil letrinas mejoradas y 40 baños públicos, tal como enumerado por el Jefe de Estado.