Senador norteamericano llama a la ayuda inmediata de EE.UU a Mozambique

Washington - El senador norteamericano Bob Menendez defiende que los Estados Unidos deben dar ayuda inmediata a Mozambique contra la insurgencia terrorista, basada en el respeto por los derechos humanos, mejoría de las relaciones entre civiles y militares y eficacia de los servicios sociales.

Bob Menendez, senador del Estado de Nueva Jersia, incentiva a los Estados Unidos de América y a toda la comunidad internacional a ayudar al Gobierno mozambiqueño a llegar a las comunidades marginalizadas del norte con "mejor gobernación y servicios sociales críticos", según una declaración hecha en el Senado federal y enviada hoy a la agencia Lusa.

La finalidad de la declaración, hecha el miércoles, en el Senado norteamericano, es reflexionar sobre el papel que los Estados Unidos pueden tener en la solución, nominalmente con una "estrategia coordinada entre agencias" y con asistencia a las fuerzas de seguridad mozambiqueñas.

Bob Menendez dijo que la Comunidad Internacional debe trabajar en un "paquete de ayudas al desarrollo" para Mozambique, centrado en "mejorar la transparencia, combatir la corrupción, suministrar servicios de salud y de educación y reforzar las oportunidades de empleo y la gestión emprendedora local".

Miembro del Comité de Relaciones Internacionales, Menendez sustentó también que "la Comunidad Internacional debe financiar totalmente el pedido modesto del Gabinete de Coordinación de Asistencia Humanitaria de la ONU", que requiere 254 millones de dólares (207 millones de euros) para apoyar más de un millón de mozambiqueños durante todo el próximo año.

Según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), más de 1,3 millones de personas en el norte de Mozambique necesitan de asistencia humanitaria urgente.

El senador norteamericano subrayó que, en medio de una "severa crisis humanitaria", más de 500 mil personas de Cabo Delgado se vieron desalojadas, de las cuales 41 por ciento son niños.

 

Bob Menendez, senador del Estado de Nueva Jersia, incentiva a los Estados Unidos de América y a toda la comunidad internacional a ayudar al Gobierno mozambiqueño a llegar a las comunidades marginalizadas del norte con "mejor gobernación y servicios sociales críticos", según una declaración hecha en el Senado federal y enviada hoy a la agencia Lusa.

La finalidad de la declaración, hecha el miércoles, en el Senado norteamericano, es reflexionar sobre el papel que los Estados Unidos pueden tener en la solución, nominalmente con una "estrategia coordinada entre agencias" y con asistencia a las fuerzas de seguridad mozambiqueñas.

Bob Menendez dijo que la Comunidad Internacional debe trabajar en un "paquete de ayudas al desarrollo" para Mozambique, centrado en "mejorar la transparencia, combatir la corrupción, suministrar servicios de salud y de educación y reforzar las oportunidades de empleo y la gestión emprendedora local".

Miembro del Comité de Relaciones Internacionales, Menendez sustentó también que "la Comunidad Internacional debe financiar totalmente el pedido modesto del Gabinete de Coordinación de Asistencia Humanitaria de la ONU", que requiere 254 millones de dólares (207 millones de euros) para apoyar más de un millón de mozambiqueños durante todo el próximo año.

Según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), más de 1,3 millones de personas en el norte de Mozambique necesitan de asistencia humanitaria urgente.

El senador norteamericano subrayó que, en medio de una "severa crisis humanitaria", más de 500 mil personas de Cabo Delgado se vieron desalojadas, de las cuales 41 por ciento son niños.