Agricultores de Ecunha apuestan por el cultivo de hortalizas y tubérculos

  • Actividade agrícola na Ecunha
Ecunha – Los agricultores del municipio de Ecunha, provincia de Huambo, se dedican al cultivo de hortalizas y tubérculos en las zonas ribereñas, con el fin de recuperar la actual campaña agrícola.

Esta temporada se prepararon 363 hectáreas de tierra cultivable en el municipio de Ecunha, con la participación de mil 134 familias campesinas.

En cuanto a la cosecha, se estimó 14 toneladas por hectárea de papa, cinco toneladas de maíz, tres de arroz y 1.5 de frijol, cifras que pueden registrar una reducción del orden del 50 por ciento, debido a la sequía.

Según algunos campesinos, en declaraciones del lunes a la ANGOP, entre las hortalizas que se cultivan como alternativa se encuentran tomates, cebollas, repollos y zanahorias, además de tubérculos como el boniato y la papa, para minimizar las pérdidas de la sequía.

Armindo Calei, un campesino del pueblo de Chitue, dijo que en este lugar los campesinos perdieron casi todo lo que habían producido en cuanto a cereales, como maíz y frijol, debido a la falta de lluvias.

Augusto Dumbo, del municipio de Quipeio, dijo que la apuesta por el cultivo de hortalizas y tubérculos apunta a garantizar cierta rentabilidad económica a las familias campesinas.

Según él, estos productos son más rentables, porque el mercado de consumo es bastante amplio.

El agricultor António Simão, por su parte, solicitó el apoyo del Gobierno en términos de fertilizantes, para que haya mayores niveles de cosechas de estos productos.

La administradora municipal de Ecunha, Guilhermina Bacia de Lourdes, dijo que está trabajando, en alianza con el gobierno provincial, en la búsqueda de soluciones para minimizar los efectos de la sequía, como la apertura de canales de riego.

En el municipio de Ecunha, con una extensión territorial de 667 kilómetros cuadrados, viven más de 104 mil habitantes, distribuidos en dos comunas (Ecunha-sede y Quipeio), en su mayoría campesinos.

Esta temporada se prepararon 363 hectáreas de tierra cultivable en el municipio de Ecunha, con la participación de mil 134 familias campesinas.

En cuanto a la cosecha, se estimó 14 toneladas por hectárea de papa, cinco toneladas de maíz, tres de arroz y 1.5 de frijol, cifras que pueden registrar una reducción del orden del 50 por ciento, debido a la sequía.

Según algunos campesinos, en declaraciones del lunes a la ANGOP, entre las hortalizas que se cultivan como alternativa se encuentran tomates, cebollas, repollos y zanahorias, además de tubérculos como el boniato y la papa, para minimizar las pérdidas de la sequía.

Armindo Calei, un campesino del pueblo de Chitue, dijo que en este lugar los campesinos perdieron casi todo lo que habían producido en cuanto a cereales, como maíz y frijol, debido a la falta de lluvias.

Augusto Dumbo, del municipio de Quipeio, dijo que la apuesta por el cultivo de hortalizas y tubérculos apunta a garantizar cierta rentabilidad económica a las familias campesinas.

Según él, estos productos son más rentables, porque el mercado de consumo es bastante amplio.

El agricultor António Simão, por su parte, solicitó el apoyo del Gobierno en términos de fertilizantes, para que haya mayores niveles de cosechas de estos productos.

La administradora municipal de Ecunha, Guilhermina Bacia de Lourdes, dijo que está trabajando, en alianza con el gobierno provincial, en la búsqueda de soluciones para minimizar los efectos de la sequía, como la apertura de canales de riego.

En el municipio de Ecunha, con una extensión territorial de 667 kilómetros cuadrados, viven más de 104 mil habitantes, distribuidos en dos comunas (Ecunha-sede y Quipeio), en su mayoría campesinos.