Responsable de la FIA elogia el trabajo de la FADM

  • Jean Todt, Presidente da Federação Internacional de Automobilismo
Luanda - La actuación de la Federación Angoleña de Deportes Motorizados (FADM) encaminada a mejorar los diferentes deportes ante las dificultades económicas fue elogiada este miércoles, en Luanda, por el presidente de la Federación Internacional del Automóvil (FIA), el francés Jean Todt.

El responsable, que intervino en rueda de prensa para valorar su visita de dos días al país, destacó la implicación de los dirigentes federativos a favor de una modalidad más inclusiva, a pesar de varios contratiempos.

Creyó en el crecimiento de este deporte y defendió la necesidad del apoyo de los interlocutores sociales y económicos, además del Estado, ya que Angola tiene una población joven y puede llegar a lo más alto.

Dijo que el automovilismo es uno de los principales impulsores del turismo en el mundo, por lo que hay muchas ventajas que se pueden obtener de esto.

En su opinión, el hecho de que el país asista regularmente a reuniones internacionales demuestra el compromiso de los responsables deportivos.

“El futuro del automovilismo puede pasar por África, que tiene una historia de competiciones”, dijo, señalando a Sudáfrica como una experiencia a adoptar.

Sin embargo, le entristeció el estado degradado del Autódromo de Luanda, construido hace casi cinco décadas y que no ha evolucionado desde un punto de vista técnico e infraestructural.

Por otro lado, el presidente de FADM, Ramiro Barreira, consideró costosa la modalidad debido a la constante inflación de la moneda, lo que provoca la remoción de potenciales empresas patrocinadoras.

Aun así, se mostró optimista en superar obstáculos para implementar algunos proyectos de la cartera, que no avanzó, y prometió movilizar recursos para que el país pueda albergar, en 2023, la Asamblea General de la FIA, evento que reúne a más de mil personas de 168 Estados miembros.

En cuanto al moderno autódromo que se planea construir en Angola, dijo, lleva a pensar en la posibilidad de que el país sea sede de una competencia internacional de alto nivel.

Durante las jornadas en Angola, el presidente de la FIA mantuvo reuniones con entidades deportivas y políticas, siendo el punto más alto la colocación de la primera piedra para la construcción de un hipódromo en la zona de Cabo Ledo, en un terreno de 122 hectáreas.

El proyecto también incluye una pista de karting, pista de motocross, tenis y golf.

 

El responsable, que intervino en rueda de prensa para valorar su visita de dos días al país, destacó la implicación de los dirigentes federativos a favor de una modalidad más inclusiva, a pesar de varios contratiempos.

Creyó en el crecimiento de este deporte y defendió la necesidad del apoyo de los interlocutores sociales y económicos, además del Estado, ya que Angola tiene una población joven y puede llegar a lo más alto.

Dijo que el automovilismo es uno de los principales impulsores del turismo en el mundo, por lo que hay muchas ventajas que se pueden obtener de esto.

En su opinión, el hecho de que el país asista regularmente a reuniones internacionales demuestra el compromiso de los responsables deportivos.

“El futuro del automovilismo puede pasar por África, que tiene una historia de competiciones”, dijo, señalando a Sudáfrica como una experiencia a adoptar.

Sin embargo, le entristeció el estado degradado del Autódromo de Luanda, construido hace casi cinco décadas y que no ha evolucionado desde un punto de vista técnico e infraestructural.

Por otro lado, el presidente de FADM, Ramiro Barreira, consideró costosa la modalidad debido a la constante inflación de la moneda, lo que provoca la remoción de potenciales empresas patrocinadoras.

Aun así, se mostró optimista en superar obstáculos para implementar algunos proyectos de la cartera, que no avanzó, y prometió movilizar recursos para que el país pueda albergar, en 2023, la Asamblea General de la FIA, evento que reúne a más de mil personas de 168 Estados miembros.

En cuanto al moderno autódromo que se planea construir en Angola, dijo, lleva a pensar en la posibilidad de que el país sea sede de una competencia internacional de alto nivel.

Durante las jornadas en Angola, el presidente de la FIA mantuvo reuniones con entidades deportivas y políticas, siendo el punto más alto la colocación de la primera piedra para la construcción de un hipódromo en la zona de Cabo Ledo, en un terreno de 122 hectáreas.

El proyecto también incluye una pista de karting, pista de motocross, tenis y golf.