Covid-19: Angola bajo nuevas medidas de prevención

  • Cidade de Luanda
Luanda - Angola observa desde este lunes 10, un nuevo período restrictivo en el marco de las acciones del Ejecutivo para prevenir y combatir la pandemia de Covid-19.

Entre las nuevas medidas incluidas en el Decreto Presidencial sobre la Situación de Desastre Público, que estará vigente hasta el 8 de junio, se encuentra una reducción de la fuerza laboral del 75 por ciento al 50 por ciento en los servicios públicos y privados en Luanda, con excepción de la educación, fuerzas de salud, defensa y orden público, medios de comunicación, energía y agua, puertos y aeropuertos, sucursales bancarias y servicios de recolección de residuos sólidos, que se espera que mantengan la fuerza laboral al 100 por ciento de acuerdo con los turnos generados.

Las restricciones también incluyen el cierre de restaurantes y establecimientos similares en Luanda los fines de semana y la prohibición de entrar y salir de Luanda sin autorización, con la excepción de los ciudadanos de guardia, debidamente acreditados, comerciantes con bienes y servicios, transporte de pacientes o traslado de cadáveres.

Con el fin de evitar la importación de nuevas variantes de la enfermedad, el Gobierno también determinó la prohibición de la entrada de extranjeros no residentes procedentes de Brasil e India o de tránsito por ellos.

Durante la vigencia de las nuevas medidas, cuya finalización está prevista para el 8 de Junio, los cines de Luanda también permanecerán cerrados.

Según el Ministro de Estado y Jefe de la Casa Civil del Presidente de la República, Adão de Almeida, los nuevos apuntan a enfrentar el aumento de casos positivos en el país, en un momento en que se registra la segunda ola de la enfermedad.

Entre las nuevas medidas incluidas en el Decreto Presidencial sobre la Situación de Desastre Público, que estará vigente hasta el 8 de junio, se encuentra una reducción de la fuerza laboral del 75 por ciento al 50 por ciento en los servicios públicos y privados en Luanda, con excepción de la educación, fuerzas de salud, defensa y orden público, medios de comunicación, energía y agua, puertos y aeropuertos, sucursales bancarias y servicios de recolección de residuos sólidos, que se espera que mantengan la fuerza laboral al 100 por ciento de acuerdo con los turnos generados.

Las restricciones también incluyen el cierre de restaurantes y establecimientos similares en Luanda los fines de semana y la prohibición de entrar y salir de Luanda sin autorización, con la excepción de los ciudadanos de guardia, debidamente acreditados, comerciantes con bienes y servicios, transporte de pacientes o traslado de cadáveres.

Con el fin de evitar la importación de nuevas variantes de la enfermedad, el Gobierno también determinó la prohibición de la entrada de extranjeros no residentes procedentes de Brasil e India o de tránsito por ellos.

Durante la vigencia de las nuevas medidas, cuya finalización está prevista para el 8 de Junio, los cines de Luanda también permanecerán cerrados.

Según el Ministro de Estado y Jefe de la Casa Civil del Presidente de la República, Adão de Almeida, los nuevos apuntan a enfrentar el aumento de casos positivos en el país, en un momento en que se registra la segunda ola de la enfermedad.