MAPTSS prohíbe el envío de datos manuales de funcionarios al INSS

  • Momento da abertura da Agência para grandes Contribuintes
Luanda - Las empresas angoleñas ya no enviarán los datos de sus funcionarios al Instituto Nacional de Seguridad Social (INSS), de forma manual, a partir del próximo mes de Abril, anunció este viernes la ministra de Administración Pública, Trabajo y Seguridad. (MAPTSS), Teresa Rodrigues Dias.

Según la ministra, quien intervino en la inauguración de la Agencia de Grandes Contribuyentes del Sistema Obligatorio de Protección Social en el municipio de Talatona, esta medida tiene como objetivo prevenir el fraude en el sistema.

A partir de esta fecha, dijo Teresa Dias, el acceso a los servicios de la empresa se realizará a través de canales remotos, para garantizar una mayor seguridad en el sistema.

“Ya no se aceptará que los datos de los empleados y los importes a pagar como contribución a la Seguridad Social se declaren manualmente, dando solo la posibilidad a las empresas de hacerlo a través de la hoja electrónica”, advirtió.

Para ello, dijo que el INSS implementará medidas con miras a asistir a las empresas en precarias condiciones tecnológicas, a fin de cargarlas en las agencias de servicios, estaciones disponibles o a través del portal electrónico del instituto.

En otro ámbito, el ministro anunció el inicio, próximamente, de un proceso de registro de los datos bancarios de los jubilados angoleños.

La medida se enmarca en el ámbito de la directiva del Banco Nacional de Angola (BNA), anunciada en Noviembre de 2020, que tiene como objetivo desconcentrar el pago de las pensiones de jubilación en el país, actualmente monopolizado por el Banco de Ahorro y Crédito (BPC).

Para ello, se creó un equipo de trabajo con técnicos del Banco Central y del Instituto Nacional de Seguridad Social, y los interesados ​​deben solicitar al INSS que sus cuentas de pensiones estén domiciliadas en otros bancos.

Básicamente, según Teresa Dias, el objetivo del registro es que cada pensionado pueda elegir el banco donde quiere recibir su pensión.

Los datos oficiales indican que el INSS tiene registrados actualmente un total de 183.665 contribuyentes, 2.167.901 asegurados y 147.942 pensionados.

Hasta el año 2017, el número de asegurados que financiaron la reforma de 129 mil pensionados en Angola se estimó en más de 1.607 mil trabajadores y empleados públicos y privados.

En ese momento, la pensión mínima en Angola se estimaba en 21 mil 380 Kwanzas, que correspondía al salario mínimo de la función pública (del asistente de limpieza de segunda clase) y la pensión máxima era del orden de 551 mil Kwanzas.

Según la ministra, quien intervino en la inauguración de la Agencia de Grandes Contribuyentes del Sistema Obligatorio de Protección Social en el municipio de Talatona, esta medida tiene como objetivo prevenir el fraude en el sistema.

A partir de esta fecha, dijo Teresa Dias, el acceso a los servicios de la empresa se realizará a través de canales remotos, para garantizar una mayor seguridad en el sistema.

“Ya no se aceptará que los datos de los empleados y los importes a pagar como contribución a la Seguridad Social se declaren manualmente, dando solo la posibilidad a las empresas de hacerlo a través de la hoja electrónica”, advirtió.

Para ello, dijo que el INSS implementará medidas con miras a asistir a las empresas en precarias condiciones tecnológicas, a fin de cargarlas en las agencias de servicios, estaciones disponibles o a través del portal electrónico del instituto.

En otro ámbito, el ministro anunció el inicio, próximamente, de un proceso de registro de los datos bancarios de los jubilados angoleños.

La medida se enmarca en el ámbito de la directiva del Banco Nacional de Angola (BNA), anunciada en Noviembre de 2020, que tiene como objetivo desconcentrar el pago de las pensiones de jubilación en el país, actualmente monopolizado por el Banco de Ahorro y Crédito (BPC).

Para ello, se creó un equipo de trabajo con técnicos del Banco Central y del Instituto Nacional de Seguridad Social, y los interesados ​​deben solicitar al INSS que sus cuentas de pensiones estén domiciliadas en otros bancos.

Básicamente, según Teresa Dias, el objetivo del registro es que cada pensionado pueda elegir el banco donde quiere recibir su pensión.

Los datos oficiales indican que el INSS tiene registrados actualmente un total de 183.665 contribuyentes, 2.167.901 asegurados y 147.942 pensionados.

Hasta el año 2017, el número de asegurados que financiaron la reforma de 129 mil pensionados en Angola se estimó en más de 1.607 mil trabajadores y empleados públicos y privados.

En ese momento, la pensión mínima en Angola se estimaba en 21 mil 380 Kwanzas, que correspondía al salario mínimo de la función pública (del asistente de limpieza de segunda clase) y la pensión máxima era del orden de 551 mil Kwanzas.